El Rubi en bruto de Germans Boada

El mundo de las herramientas en un sector cambiante en el que cada año aparecen multitud de novedades, destinadas a ofrecernos soluciones cada vez más técnicas y elaboradas para las mismas dificultades que se vienen repitiendo a lo largo de la historia. Solo en raras ocasiones perduran herramientas que, dadas sus prestaciones y su eficacia, no encuentran rival alguno entre los avances más modernos.

Esa es la historia de los hermanos Germans Boada y sus incomparables cortadoras de cerámica. La exitosa aventura de Antoni y Joan arranca en Rubí, ciudad de origen de ambos y que mas tarde también prestará su nombre a la innovadora herramienta que los ha dado a conocer alrededor de todo el mundo. Tras trabajar varios años en talleres alemanes, uno de sus suegros les hizo una petición: la invención de una máquina para facilitar el corte de azulejos y cerámica.

cortadora rubi

La respuesta fue una herramienta manual capaz de ofrecer una solución eficaz a las dificultades que muchos albañiles encontraban a la hora de realizar cortes limpios en mosaicos y azulejos. Así nació la primera cortadora de cerámica, una herramienta destinada a revolucionar el mundo del alicatado que, aún hoy día, continúa cosechando premios y elogios por parte de los exigentes profesionales del sector.

Junto a la producción de las cortadoras más prácticas y económicas del mercado, como la Rubi Rapid 62, Germans Boada supo entender como ninguna otra empresa las necesidades de los alicatadores profesionales, aportando un catálogo de herramientas inigualable, encabezado por su marca estrella: Rubi.

La Cortadora manual Rubi de Germans Boada

Fue la primera y la más exitosa de las invenciones de la sociedad Germans Boada, tanto es así que la marca ha llegado a eclipsar al propio nombre de la empresa originaria. Dentro las distintas variedades de cortadoras de azulejos Rubi hay que destacar tres modelos especialmente importantes debido a sus características y prestaciones.

Rubi TS 60

Abrir el maletín, colocar la baldosa, trazar el corte y separar las piezas. Ese es el sencillo principio que revolucionó el sector de la construcción hace más de 60 años, y que, aún a día de hoy, gracias a herramientas tan prácticas como la cortadora de cerámica Rubi TS 60, todavía sigue estando vigente.

Se trata de una herramienta de bastante capacidad, y no lo digo yo, sino sus números: trabajos con baldosas de hasta 66 cm de longitud, capaz de cortar con una profundidad de 15 mm, y un separador con potencia de hasta 550 kilos. Además, la Rubi TS 60 incorpora un tope lateral que nos permite realizar cortes repetitivos, tanto rectos como a 45 grados.

Estas características han convencido a millones de profesionales de todo el mundo, haciendo de la cortadora de azulejos Rubi TS 60 la herramienta de corte manual más vendida del mundo.

Rubi TX 900

Continuando por la senda abierta con la gama TS, Rubí lanzó los modelos más grandes de cortadoras cerámicas del mercado: la TX 900.

Su principio de funcionamiento es prácticamente el mismo que el de la TS 60, con la diferencia de que la cortadora Rubi TX 900 está especialmente indicada para el corte intensivo de tipos de baldosa duras, como el gres porcelánico y el gres extrusionado.

Cortar con esta herramienta se hace especialmente fácil gracias a sus sistemas de medición regulada, que nos permiten realizar cortes con un recorrido de 0 a 45 grados, y a su separador con una potencia de 1000 kilos, con el que no se nos resistirá ni el más duro de los materiales. Este juego cuenta con un set de rodeles que van desde los 10 hasta los 18 mm para obtener un corte verdaderamente preciso.

Para los que aún necesitan más potencia, desde hace poco tiempo Rubi también ofrece la TX 1200, una verdadera joya de la ingeniería.

Rubi TP 66 S

Si lo que buscamos es la potencia y la precisión de la TX 900 pero en una herramienta más cómoda, lo que necesitamos es la gama TP de Rubi. Su modelo TP 66 S nos ofrece una profundidad de corte de hasta 22 mm.

En esta máquina lo que prima es el manejo y la resistencia, por ello, además de un suplemento extensible para baldosas de grandes formatos, la TP 66 S también cuenta con un mango ergonómico con separador incorporado para dividir las piezas de forma inmediata.

Cortadora eléctrica Rubi

Aunque el producto con el que Germans Boada se aventuró en la fabricación de herramientas fue con la cortadora manual, la empresa ha sabido adaptarse a los tiempos que corren y, junto a los mejores cortadores de azulejos manuales, también ofrece un amplio catálogo de cortadoras e ingletadores eléctricos.

Rubi ND 200

Para muestra me gustaría hablar de la gama Diamant, en concreto de la ND 200. He elegido esta herramienta eléctrica de todo el catálogo de Rubi por un motivo que la hace única: su portabilidad.

Al contrario que el resto de cortadores eléctricos, la ND 200 puede ser fácilmente transportada, lo que nos aporta .un extra de comodidad con respecto a otras herramientas similares

Entrando en detalles, esta máquina nos ofrece 2770 RPM, una longitud de hasta 23 cm en el corte inglete y una altura de corte de 40 mm. Una de sus características que más gratamente nos han sorprendido ha sido su mesa abatible con una inclinación de hasta 45 grados. Una virtud a tener en cuenta a la hora de realizar cortes precisos en todas las posiciones, permitiéndonos realizar incluso cortes verticales.

La máquina incluye un disco de diamante, y está especialmente indicada para trabajos en espacios reducidos. No la encontrarás a un precio mejor que en este enlace.

Sencillas, útiles y fiables, así son las herramientas Rubi. Ya nos gustaría que existieran más marcas con estos estándares de calidad.

 

1 comentario

Leave a Comment